Tratamiento Dramático[Ver Detalle]

El Pejesapo es un drama que relata la historia de Daniel, un hombre de la periferia de la sociedad que luego de tirarse a un río con una intención suicida, es rescatado por campesinos quienes lo acogen por un tiempo y finalmente llega divagando a la ciudad para buscar trabajo.

Los temas que retrata la película son la marginalidad, los estragos de la droga, la falta de motivaciones y oportunidades para surgir, la miseria humana y la vida en la periferia social. El discurso manifiesto dice relación con las condiciones materiales que propician la desadaptación y alteran la psiquis, en un contexto de precariedad no solamente material, sino afectiva y emocional. El discurso latente habla del círculo vicioso que genera el abandono y las consecuencias que genera en los vínculos humanos, cuando no es posible empoderarse y salir de la pobreza.

La estructura narrativa de El Pejesapo se divide en cuatro episodios entrelazados por una misma temporalidad lineal. A medida que la historia avanza, la línea de acción es dramática, definida por la aleatoriedad de las acciones que lleva acabo el protagonista, no obstante, no hay un cambio entre su situación inicial y su situación final. El final es abierto, sugiriendo una cierta circularidad entre principio y fin. Se presenta una realidad coherente y verosímil. El protagonista, Daniel, si bien tiene motivaciones, son arbitrarias y antojadizas. Los conflictos y obstáculos provienen del entorno hostil y de la precariedad, sin embargo, es posible identificar conflictos entre el protagonista y el resto de los personajes, motivados por las contradicciones y complejidad evidenciada en Daniel.

Daniel, el protagonista de la película, es un hombre de aproximadamente 40 años, de condición socioeconómica baja, drogadicto, que sobrevive de modo marginal. Visiblemente está disconforme por la vida que lleva, manifestando rabia y victimizándose constantemente en respuesta a su situación material y existencial. Su esposa es una mujer de aproximadamente 40 años, sorda-muda, quien cría a la hija que tienen, trabajando e intentando salvar su relación con Daniel. Es un personaje inocente que contrasta con el protagonista. La Tía Alicia y el Juanito son una pareja de adultos mayores que acogen a Daniel en su casa, en las cercanías del río donde es recogido. Su situación es extremadamente precaria en términos materiales, sociales y culturales. Por último, Barbarella es un travesti que viaja con un circo pobre, tiene aproximadamente 30 años, y sostiene relaciones sexuales con Daniel.

Los espacios en los que transcurre la historia principalmente son el campo, los alrededores del río, la ciudad y el departamento donde viven. Son lugares pasivos en términos de su protagonismo, en relación al desarrollo de la historia

Tratamiento Audiovisual [Ver Detalle]